En la época actual, cuando nos estamos acercando al final del primer cuarto del siglo XXI, la economía se ha globalizado de tal manera que no basta tu lengua nativa para acceder al mundo laboral. En este sentido, el inglés se ha consolidado como el idioma comercial por excelencia y dominarlo es el objetivo principal de quienes desean mejoras laborales o expansión de sus negocios.

Niveles de inglés según el estándar internacional

Recuerda que no es suficiente con solamente conocer el idioma. En este mundo tan competitivo, es necesario por lo menos dominar niveles intermedios para alcanzar las mejores ofertas laborales. El siguiente elenco representa una medida internacional sobre los pasos de comprensión del inglés, oral y escrito, que servirá como guía de aprendizaje para lograr los grados de superación de esta lengua.

  • Inglés básico (A1). Este es el nivel mínimo que se requiere para comunicarse e intercambiar ideas mediante la expresión de oraciones limitadas y sencillas.
  • Inglés básico intermedio (A2). Permite, por ejemplo, intercambiar ideas cortas, pedir comida en un restaurante y comprender algunas expresiones de uso corriente.
  • Inglés intermedio (B1). En este punto se tiene una capacidad de expresión estrecha en casos de manejo de información, participación en equipos de trabajo y redacción de informes sencillos.
  • Inglés intermedio avanzado (B2). Podrás comprender y escribir textos completos. Por lo tanto, poseerás una mayor fluidez comunicativa en el idioma.
  • Inglés avanzado (C1). Comprensión plena de la lengua. Lectura y escritura de textos profesionales.
  • Inglés experto (C2). Interpretación correcta de expresiones locales y matices idiomáticos de regiones específicas. Reconocimiento de acentos.

Importancia del inglés para tus colaboradores

Sin duda, dominar el inglés está estrechamente relacionado con el reconocimiento profesional. Estas son algunas de sus principales ventajas:

  • Mejores oportunidades laborales. La mayoría de empresas con negocios internacionales utilizan el inglés como segundo idioma, y los trabajadores con buen nivel de conocimientos en esta lengua obtendrán puestos mejor remunerados y posibilidades de ascensos ejecutivos.
  • Superación profesional. Las empresas ofrecen a sus candidatos con dominio del inglés la posibilidad de realizar estudios de especialización en ramas específicas.
  • Representación empresarial en el extranjero. Toda empresa internacional busca su expansión, y los mejores candidatos ejecutivos para lograr tal objetivo son aquellos que posean dominio del idioma inglés.
  • Superación personal y acceso a la información. Aunque el interés principal no sea el de conseguir empleo, poseer un buen nivel de inglés garantiza el paso a una mejor y más completa educación. No olvides que en este idioma se publican la mayoría de las obras académicas, científicas y tecnológicas.

Inglés en las empresas

En la actualidad, estamos inmersos en una economía totalmente globalizada. La conexión con organizaciones fuera de nuestras fronteras geográficas es fundamental para el crecimiento empresarial. El dominio del inglés en una empresa permite:

  • Mayor posibilidad de crecimiento y expansión. Con un personal que cuente con óptimos conocimientos de inglés, toda empresa tendrá mayores posibilidades de ampliación.
  • Comunicación mundial potencialmente ilimitada. En todas las reuniones de negocios internacionales, el inglés es el idioma más hablado. El dominio de esta lengua por parte de los empresarios impulsará la compañía hacia niveles de eficiencia.
  • Facilidades de contacto con potenciales socios y aliados. Sin conocimientos de inglés es improductiva la tarea de la gerencia en relaciones internacionales.
  • Aportar influencia asertiva en reuniones, foros y presentaciones internacionales. Con un personal que hable inglés, la empresa estará capacitada para participar activamente en encuentros mundiales. De esta forma, la posibilidad de crecimiento estará garantizada.

Como has podido comprobar en este post, las organizaciones deben incorporar el inglés para lograr conexiones productivas. Por tanto, las clases de inglés para empresas representan alternativas ciertas hacia la internacionalización.

Autor

Publicaciones Similares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *